Alguna vez te ha pasado que vas tranquilo por la calle y de un momento a otro te agarra uno de esos apuros que suelen dar después de