Samsung Galaxy S7 también dejará de lado a Qualcomm

Samsung ha decidido ir dejando de lado a Qualcomm para equipar sus smartphones, en su lugar la compañía está utilizando Exynos de la propia casa. Galaxy S6 es uno de los equipos que lleva este procesador y sigue siendo uno de los equipos con mayores prestaciones. Y una vez más, el Samsung Galaxy S7 será el más potente.

La decisión de Samsung se produjo después de ver los calentamientos del Snapdraon 810, un problema que ha afectado al HTC One M9 y muchos otros modelos. Y con este movimiento, como adelantábamos, Samsung ha conseguido ofrecer un rendimiento excepcional fabricando sus propios procesadores. Y es que, aunque antes ya montaba procesadores Exynos, el Galaxy S6 fue el primero en equiparlo, como única opción, en todo el mundo.

sa

En los últimos meses Qualcomm ha perdido un enorme valor en bolsa. Aunque han lanzado una segunda generación del Qualcomm Snapdragon 810, los problemas con su temperatura se han seguido produciendo. Mientras tanto, MediaTek sigue ejerciendo presión, y fabricantes como Samsung o Huawei montan sus propios procesadores Exynos y Kirin. Por su parte, Samsung está sacando partido de este cambio de dirección ofreciendo mejores prestaciones y reduciendo los costes.

Después de que el Kirin 950 consiguiera alzarse como el procesador más potente, apenas unos días después el Exynos 8890 ha levantado esta marca superando los 100.000 puntos. Y aunque no se conoce oficialmente para qué terminal usará Samsung este procesador, todo apunta a que será el que monte el Samsung Galaxy S7.

¿Qué te parece el uso de otros procesadores diferentes a Qualcomm en los buques insignia?