Apple sigue cayendo

Apple ha anunciado oficialmente sus resultados económicos para el último trimestre económico de su año fiscal en 2016. La compañía ha cerrado el año fiscal con unos ingresos de 46.900 millones de dólares. De éstos, el grueso de los mismos se corresponde con las ventas del iPhone, las cuales han sido tasadas en 45.5 millones de unidades a finales de septiembre. Este dato supone una reducción frente al cuarto trimestre económico de 2015.

Durante este año 2016, el iPhone 6s no ha logrado aguantar las cifras registradas el año pasado por el iPhone 6. Todo lo contrario, puesto que el volumen de venta del smartphone se ha mantenido por debajo de las cifras logradas por la generación anterior. El tercer trimestre de este año es especial puesto que se cerró el pasado 25 de septiembre, por lo que aún es complicado precisar hasta qué punto el iPhone 7 se coloca como el revulsivo de la firma. Y es el que el último modelo de los de Cupertino se ponía a la venta en los mercados más estratégicos de Apple el pasado 16 de septiembre, por lo que tan solo se han contabilizado las ventas correspondientes al primer fin de semana -del cual Apple no ofreció detalles, por primera vez en la historia de su teléfono inteligente- y, en general, los siguientes nueve días hasta cerrar el trimestre el pasado 25 de septiembre.

En lo que respecta a los resultados cosechados durante el último trimestre, Apple ha vendido 45.5 millones de unidades de su iPhone. El dato supone una mejora respecto al trimestre anterior, aunque el dato de ventas más adecuado para valorar la trayectoria de la firma en el mercado es el logrado durante el mismo periodo del año pasado.

apple-watch-vs-android-wear

En lo que respecta a los iPad, Apple ha anunciado que ha vendido 9.3 millones de unidades de los distintos modelos del tablet durante los últimos tres meses. Si contrastamos los resultados frente a las ventas del tercer trimestre de 2015, por entonces los de Infinite Loop registraron un volumen de pedidos a nivel global de 10 millones de unidades. Ya por entonces se pudo comprobar que el mercado de las tabletas se encuentra en franco declive. El pasado trimestre comercial, Apple contabilizó la venta de 9.95 millones de unidades de sus tabletas, un dato ligeramente mejor de lo esperado inicialmente. Por tanto, los resultados de Apple vuelven a marcar un descenso del volumen de ventas del iPad, algo que puede asociarse a la actual situación por la que atraviesa el mercado del tablet en general.

Apple acumula un acusado descenso en torno al 2%. Y es que, ese 6% en la reducción de las ventas de iPhone respecto al mismo periodo de 2015 hemos de sumar los ingresos de la firma. Con 46.900 millones de dólares, este dato supone la caída de ingresos respecto al anterior trimestre del año pasado por primera vez en 15 años.